domingo, 7 de junio de 2009

Deseos y anhelos suspiran al viento nuestras ilusiones mas secretas, cuando se atisba un rayo de luz las miradas calman su ansia de lucha, tras un largo periodo de guardia activa. Los sentidos recuperan su funcion en estado de paz infinita, la lucha se desvanece y solo contemplamos la brisa desde una pausa sosegada mirando el infinito

1 comentario:

  1. y por las noches asistimos al influjo sutil de las fuerzas cósmicas, mientras somos juguete de su pasión. Nos entregamos a su cause y navegamos con la parsimonia de los sentidos agudizados en el viaje interno, porque la poesía, como toda expresión humana, es creación o invención soñada……me encanto esta faceta poética, felicidades
    un abrazo

    ResponderEliminar